A los valientes que llegaron a primeras horas de la tarde seguro que les sorprendió la poca afluencia de público. En comparación con la primera jornada, se puede decir que la explanada del Festival Internacional de Benicàssim estaba casi desierta. Solo habían pasado 24 horas desde que se abrieran las puertas del recinto y los estragos del primer día ya causaban efecto.

Que tendrá Sheffield

Algo que lamentar sobre todo por las primeras bandas de la tarde. Y es que los de Sheffield, esa tierra de grandes grupos británicos, aparecieron en el escenario de Las Palmas a primera hora de la tarde. The Sherlocks llegaban a España abrazados por sus compatriotas. De nuevo, uno de esos descubrimientos y otro nombre más que añadir a la lista.

The Sherlocks ayer durante su actuación en el FIB | Fotografía: Javier Gincas

Con las fuerzas ya repuestas, tocaba ponerse en forma y el ambiente se empezó a caldear por momentos. El público inglés comenzó a llegar a la explanada en el mismo momento en el que Temples se subían al escenario Visa. El saber hacer de este grupo atrajo a bastantes seguidores que coreaban todos sus temas.

Temples en el escenario Visa. |Fotografía: Javier Gincas

Blossoms

Aún no habían acabado Temples y Blossoms, otro de los grandes reclamos de la noche, aparecían en el escenario principal. Desde el principio apostaron fuerte y soltaron su gran hit “Getaway” en las tres primeras canciones. Ahora sí que sí el recinto estaba a rebosar. Nadie se quería perder lo que iba a suceder sobre el escenario Las Palmas.

Blossoms ayer en Las Palmas

Y llegaron Los Planetas

Cuando oscureció por completo, llegó el turno de uno de los grupos con mejor trayectoria de España. Las raíces de la música de hoy, los padres del indie español, aparecían en el escenario principal para celebrar su ansiado regreso. El público español les arropó y en su alineación musical.

 Foals como en casa

Pero si había un cabeza de cartel en esta segunda jornada, sin lugar a dudas fueron Foals. Y es que era como tocar en casa. Fans incondicionales que desde mitad de tarde les esperaron en la explanada de Las Palmas bailaron y cantaron todos los temas de la banda.

Hoy se puede decir que tocan los grandes. Llegó el momento del gran sold out y es que los Red Hot vienen a Benicàssim acompañados por grupos como The Strypes y actuaciones en solitario como la de Liam Gallagher.