Se trata, sin duda, de uno de los géneros literarios con mayor arraigo en el gusto de los consumidores. Ya se narre la vida del deportista de turno o de un sujeto histórico carismático. Las biografías pueden llegar a despertar un interés inusitado y pasajero hacia los personajes más dispares. Músicos, estrellas mediáticas y demás parecen verse incapaces de resistir el influjo de ver sus movimientos y pensamientos recopilados en poco más de doscientas páginas. Así como los compradores.

Puede definirse dicho género, etimológicamente proveniente del griego, como “la historia de la vida de una persona narrada por otra, desde su nacimiento hasta su muerte, consignando sus hechos logrados, fracasos, sucesos relevantes de su vida, así como todo lo que pueda interesar de la misma”. Es frecuente para ello la forma de un relato expositivo, normalmente narrativo y en tercera persona. Asimismo, confluyen varios subgéneros en el terreno biográfico en función de las diferencias entre tipos. Entre estos, cabe destacar la biografía autorizada o no autorizada, la autobiografía, las memorias o el diario personal.

Oscar Wilde biografías

Oscar Wilde. || cdnb.20m.es

Biografías e historia

Comienza a gestarse el género biográfico a partir del Renacimiento. En un principio se trató de una escisión en el arte de las vitas moralizantes de tradición bizantina. Así pues, y fruto del antropocentrismo imperante en Italia, comenzó el estudio de personajes ilustres por su individualidad y anhelos de gloria y fortuna. El laicismo sustituye la temática religiosa por panegíricos dirigidos a la vida civil o militar.

Las biografías bifurcaron sus caminos a partir del Romanticismo. Por un lado, intentan profundizar en la vida psíquica del sujeto. Por otro, se busca el mero entretenimiento literario en detrimento de la tirantez académica. Junto a ello, comenzó un afán generalizado por documentar exhaustivamente los hechos narrados. Las fuentes de información aumentaron sustancialmente fruto de la influencia positivista. Manuscritos, diarios personales o cartas del biografiado se convirtieron en algo esencial.

Destacan biografías historiográficas de todo tipo y colores. Algunas de ellas son todo un desafío el poder abarcarlas. La obra de Roy Jenkins dedicada a la vida de Winston Churchill cuenta con más de mil páginas. Felipe II y su tiempo, de Manuel Fernández Álvarez, cuenta con 988 páginas. Sin duda, una forma de aprender Historia harto convincente.

En ellas, el lector puede sumergirse en un sinfín de prosopografías con el fin de ahondar en el contexto histórico-social en cuestión. En el mismo estilo, biografías como César de Adrian Goldsworthy o Napoleón de Emil Ludwig constituyen un magistral ejemplo de investigación histórica.

Biografías como ocio popular

En otro orden de estilos, abundan biografías de un tinte más ameno o comercial. Algunas de ellas tornadas al género de la autoayuda. Suelen recomendarse como preparación de cara a liderazgos y cambios de actitud paulatinos de cara a desafíos de cualquier tipo. Por ejemplo, Steve Jobs: la biografía de Walter Isaacson o Walt Disney: An american original de Bob Thomas. Ya sea a mano de entrevistas, como la primera, o a base de epicidades propagandísticas, como la segunda.

Winston Churchill biografías

Winston Churchill. || beerderberg.es

En lo referente a autobiografías, el número de personajes que han dejado constancia de sus vivencias por escrito es exponencialmente alto. Entre dicho elenco de artistas se encuentran Rudyard Kipling con Algo de mí mismo, Gómez de la Serna con Automoribundia o el mismo Lute con la famosa Camina o revienta, líder en ventas en varios países europeos. No obstante, un registro excepcional del género epistolar es De Profundis, de Oscar Wilde. Se trata del texto más íntimo del irlandés en forma de carta dirigida a su amante desde la cárcel de Reading.

Para todos los gustos y consumidores. Junto a las ya mencionadas, es inevitable mencionar la marabunta de biografías al uso del personaje más dispar. Ya sea Belén Esteban, Ibrahimovic o los Beatles de la mano de Hunter Davies, el género biográfico constituye un pilar esencial en la literatura actual. Desde el extenso estudio hasta el mero entretenimiento del anecdotario de turno. Una crónica continua de un día en la vida tras otro.

Send this to a friend